Lo que te puede tocar en el intercambio, ¡cuidado!

En algunas oficinas se tiene un “ritual navideño” que deja inconforme a la mayoría: los intercambios de regalos. Estas reuniones donde sacas tu papelito para descubrir a quién de tus compañeros le tendrás que dar un regalo, justo antes de salir de vacaciones.

Algunos realmente piensan qué comprar, mientras que a otros no se les da eso de la búsqueda de obsequios y terminan comprando lo primero que se les viene a la cabeza o lo que encontraron en la tienda.

Por aquello de las caras tristes a la hora de abrir el regalo, te dejamos 5 cosas que una de dos: o gustan o decepcionan.

Chocolates

Pueden que sean Ferrero Rocher, Kisses de Hersheys u otra marca que tenga una presentación para navidad, el regalo perfecto si no conoces bien a la persona o no tienes tiempo ni imaginación para buscar algo más.

Ropa

No es común, pero se ha documentado que algunos valientes se han atrevido a comprar alguna prenda (barata o cara) que no es del gusto de quien lo recibe, o es una talla equivocada.

Peluches

¿A quién no les gustan los peluches?, el regalo sencillo que puedes encontrar en cualquier farmacia, en caso de haber olvidado comprar el regalo y lo dejas al último momento.

Perfume

Hay cosas que son difíciles de regalar porque el gusto y extrañas manías de las personas no siempre son plenamente visibles, así que puede que te den un perfume que posiblemente no entre en tus gustos olfativos.

SexShop

Puede que quieran hacerte una broma pesada, no te quieran o simplemente te quieren mucho, que te regalen un vibrador, consolador u otro juguete no es sencillo, ni es barato (mínimo $300). Así que tómalo con gracia porque fue el más original y el que gastó más.