Daría un pie
y mi mano izquierda
por bajar por tus caderas;
explorarte;
dejar mi saliva en tu piel;
revolcar mi boca
en tu ombligo de miel;

hurgando los pliegues
justo en medio de tus piernas
derramarte;
beber de ti.

Y arrullándome en tus gemidos

ser feliz.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí