Últimamente los payasos se han vuelto un motivo de terror y  para algunos, sin embargo existió un payaso que sirvió de inspiración a Stephen King para escribir su libro Eso (It).

Su nombre John Wayne Gacy, también conocido como Pogo el payaso.

Gacy pasó varios años realizando shows por todo Estados Unidos, se debe agregar que también se le consideró un miembro respetado de la comunidad, por lo que llegó a conocer a Rosalynn Carter, la futura primera dama.Gacy, Pogo

Gacy sufrió durante su niñez los abusos psicológicos y físicos de su padre, además de que fue violado por un familiar a los 6 años. Y aunque en la madurez encontró un trabajo estable, se casó y tuvo dos hijos, no le fue suficiente.

En 1967 agredió sexualmente al joven Donald Voorhees de 15 años, Gacy fue enjuiciado por violación y sodomía y se le dio una condena de 10 años, pero tras pasar 18 meses en prisión se le otorgó libertad condicional.

Después de haber sido puesto en libertad condicional, volvió a involucrarse en la política, además comenzó a trabajar en una empresa de contratistas, la misma que le facilitó en trato con sus víctimas. El primero fue un chico de 15 años llamado Timothy McCoy, Gacy lo abordó en el camino,  lo llevó a su casa y prometió llevarlo al autobús al día siguiente.

Cuando amaneció, Gacy se vio en la cama y al joven con un cuchillo en mano. Gacy lo atacó y finalmente lo asesinó con el mismo cuchillo. Cuando recorrió la casa se percató que la mesa estaba servida con el desayuno para dos personas, el tocino estaba recién cortado. Gacy siempre mantuvo que lo asesinó “por error”, pero en el momento de hacerlo lo disfrutó.

Se deshizo del cadáver enterrándolo en el sótano.

Durante los años posteriores, los vecinos se quejarían de un extraño y fuerte olor proveniente de la casa de Gacy, pero este explicaba que se trataba de la humedad en el sótano. En ese periodo disfrutaba haciendo shows como el “payaso Pogo”.

El último asesinato fue el del joven Robert Piest, quién había ido a la casa de Gacy por un trabajo de contratista. Cuando el joven desapareció se pidió una orden del juez para registrar la casa de Gacy.

Durante el registro descubrieron pruebas que incriminaban a Gacy, quien no se resistió al arresto y confesó el asesinato de los jóvenes.

A pesar de haberlo apresado, se sospechaba de otros cómplices en los homicidios lo cual fue confirmado por el mismo Gacy, según él se trataba de otros empleados de la empresa contratista, pero nunca se pudo confirmar la participación de los cómplices.

Entre 1972 y 1978,  Gacy asesinó a 33 jóvenes y niños, por ello fue sentenciado a la pena de muerte, tras varios años de juicios, en 1994 se le ejecutó con inyección letal.

En vida, Gacy declaró haber asesinado alrededor de 45 jóvenes, solo 28 fueron encontrados enterrados en las primeras pesquisas, 5 fueron encontrados en el río, justo donde Gacy los había lanzado.

Fuente: vix.com