Emilio Galván (Ciudad de México, 1982) es actor y stunt profesional. Creció en la Comarca Lagunera, por lo que se dice “lagunero por elección”. Estudió Administración de empresas en el TESM-CL y en el ITL. Luego de salir de la Universidad tuvo empleos varios como agente de afores, consultor de empresas y comerciante hasta que regresó a la capital buscando trabajo como administrador de empresas y fue invitado a un papel de extra. Allí fue que conoció también el trabajo de stunt, del cual se enamoró y descubrió su vocación. Después tomó cursos y talleres de teatro, actuación, casting, voz en movimiento y locución, gracias a lo cual pudo seguir incursionando en el mundo de la actuación, especializándose en escenas de acción y de riesgo.

El actor explica que es un trabajo de veinticuatro horas y de todos los días, pues todas las actividades deben estar orientadas a ser más hábil para aplicar las destrezas a la actuación de un personaje. Se trata de comer y dormir bien cuando no hay llamado, preparase mediante cursos y talleres, entrenar muy duro, hacer castings para poder estar al cien y poder así disfrutar plenamente las actuaciones. Lo que más goza de su trabajo es que lo vive intensamente, haciendo cosas fuera de lo ordinario, en locaciones espectaculares que le permiten conocer nuevos lugares. Resalta la adrenalina y la pasión de vivir las escenas de riesgo, experimentando sensaciones que no ha tenido en ningún otro trabajo.

La técnica de Meisner le ha permitido realizar su labor con más calidad para hacer que el espectador olvide la realidad y entre al mundo de la ficción. “La técnica de Meisner es no actuar ni simular que somos el personaje. Con la técnica vivimos el personaje, sentimos realmente ser otra persona aprendiendo a entrar y salir de personaje sin dañarnos”, explica el actor.

Galván ha participado en más de una veintena de series, películas y telenovelas para diversas empresas como Televisa, TvAzteca, Fox, Argos, Sony, entre otras, tales como Narcos, Nada personal, Ingobernable, El señor de los Cielos, Los miserables, Club de cuervos, Sin miedo a la verdad, Mi marido tiene familia 2, Rosario Tijeras 2, por mencionar algunas. Además, ha grabado comerciales para marcas como Lucas, Sabritas, Toyota, PAN, 220, Defender, Monte de Piedad. Ciel, etc.

Aparecer en medios y televisión es para él una gran satisfacción. Su persona es reconocida en la calle y su trabajo valorado por desconocidos. “De repente, estás en alguna premier y alcanzas a medir o dimensionar donde estás parado. Como dicen, allí te cae el veinte y es una motivación para ser mejor cada día personal y profesionalmente”, comenta.

Entre sus escenas favoritas que ha grabado, está la secuencia que hizo para la cuarta temporada de Narcos que se estrenará en Netflix en noviembre. “Trabajamos en locaciones super bellas e hicimos secuencias de acción de una calidad suprema. Hice una linda caída de cuatrimoto en movimiento que hasta ahora es mi preferida. Pero lo más lindo de todo es que lo mejor está por venir”, nos dice.

Aunque sólo ha hecho una temporada de teatro en una obra llamada Alas cortas (Grupo Fuga de Talento), disfrutó mucho hacerlo, ya que en el teatro “se agarran muchas tablas” para la actuación. Espera regresar pronto al teatro como protagonista de una obra de acción.

El actor cuenta que parte de la preparación que debe tener un actor es la de ser fuerte psicológicamente y conservar la calma para no dudar de las propias habilidades cuando a veces llega a pasar mucho tiempo entre proyecto y proyecto, ya que “el que quedes en algún personaje o no depende de muchos factores” y hay que ser organizado para pasar los momentos en los que no hay llamado. Por eso aprovecha las oportunidades que tiene y se mantiene activo en redes sociales y con los pies en la tierra, enfocado en sobresalir, en trabajar siempre intensamente. Para ello, entrena duro, desarrollando habilidades en el rapel, las pesas, el crossfit, el parkour y las artes marciales, que ya son parte de su rutina diaria. El próximo mes, por ejemplo, hará un taller intensivo de motion capture para saber actuar con trajes de realidad virtual.

Ahora, luego de haberse preparado y estar en el lugar que tiene actualmente, le encantaría realizar sus propios proyectos, empezando con cortometrajes de acción o terror a la par que seguir trabajando en grandes producciones como hasta ahora. Y seguir apoyando las producciones nacionales. Como consumidor de cine, gusta de la acción de buena calidad acompañada de historias de suspenso que lo hagan pensar.

Respeto, disciplina ardua y diaria y actitud positiva son los valores que orientan su trabajo profesional. Como actor se define como intenso, alegre, rudo y al mismo tiempo noble. Entre sus virtudes, señala que están las de saber ser dirigido y captar rápido las indicaciones del director para poder interpretar cabalmente lo que el escritor imaginó en la escena.

Para saber más del actor y contactarlo puedes dirigirse a sus redes sociales:
Página personal: http://emiliogalvan.wixsite.com/portafolio

Facebook: Emilio Galván

Instagram: Emiliogactor