¿Te gusta vivir nuevas experiencias?, ¿y dices sí a probar otros platillos? Entonces tengo una recomendación para ti, pues en el centro de la Ciudad de México hay un rinconcito escondido donde puedes degustar la cocina colombiana. Su nombre es Tintico.

En este lugar además de probar platillos típicos, podrás bailar al ritmo de grupos colombianos que vienen a compartir su cultura y tradiciones, e incluso se hacen exhibiciones artísticas como parte de su galería. ¿Te animarías a conocerlo?

Desde hace 8 años Tintico abre sus puertas en República de Cuba #43, col. Centro, apostando por mostrar la diversidad gastronómica y cultural que posee Colombia, a través de una variedad de recetas, platillos e invitados que incluyen a reconocidos chefs, cocineros y músicos.

En el marco de los festejos de la independencia Colombiana, Tintico contará con una carta especial diseñada por la chef Elsis Valencia, cuyas entradas, sopas, ensaladas, platos fuertes y postres están disponibles desde hoy hasta el 30 de julio.

La cocinera e investigadora Elsis Valencia Rengifo es una colombiana dedicada a rescatar y promover la gastronomía nacional, pues considera que ha sido poco valorada incluso por los propios colombianos, quienes permitieron la entrada de otras culturas y gastronomías al avergonzarse de sus raíces: “Esto nada más se come aquí en la casa, de la puerta para adentro. Esto es comida de pobres”, recuerda de lo que dice la gente.

Pero esta chef originaria de Nariño Colombia, considerada una de las más influyentes portadoras de saber cultural de la gastronomía del pacífico colombiano, insiste en valorar la gastronomía como una fuente de trabajo colectivo, que además ayuda a conservar la cultura y tradiciones, como parte de una herencia ancestral que incluso rescata productos milenarios como la yuca (un tubérculo parecido a la papa).

“Nuestras abuelas y nuestras madres nos dejaron esos regalos, como el pan de yuca, las tostadas de plátano, las carimañolas y los pasteles de yuca… La cocina es de pensamiento, debe de dar tranquilidad”, comparte.

A pesar de que cada región tiene su propio acervo culinario y utiliza diferentes ingredientes, algunos de los elementos más comunes son las hierbas de azotea (que son cultivadas a manera de huertos urbanos en las propias casas), el coco, el plátano y de manera particular la yuca, con la que hacen panes, dulce, sopas y todo tipo de preparados.

“Somos mucho de dulces, somos un pueblo muy dulcero… hacemos mucha comida para tardear”, comparte la chef Elsis Vlencia al tiempo en que recuerda las recetas como un regalo otorgado por generaciones. Para Elsis, la tierra se encarga de proveernos el alimento necesario, por ello hay que regresar a los ingredientes naturales: “No es lo mismo hacer una arepa cocinando nuestro propio maíz”, dice.

Al preguntarle sobre su platillo colombiano favorito: “Para mí, la piangua. Es un molusco que crece en los manglares”, el cual le recuerda a su niñez y cómo las mujeres lo recolectan. Con él se hacen sopas y arroz, debido a que es muy versátil, e incluso llegan a prepararlo con plátano. También le fascinan las arepas y el plátano, ya sea hervido o frito.

Ahora ya tienes otra alternativa para disfrutar una tarde con amigos si es que andas caminando por las calles del centro o si prefieres comer algo diferente.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí