Tenemos una entrevista con la multifacética artista y artesana Eugenia Rayas, quien hace muñecas artesanales, fotografía, joyería, encuadernaciones; además de ser una gran lectora y traductora. Su obra ha sido exhibida en diversas galerías y recintos culturales de la ciudad de Guanajuato, en la que reside, haciendo de su vida un campo minado de creaciones. Tenemos una extensa galería de sus fabulosos trabajos.

1.- ¿Cómo te iniciaste en la joyería?

Hace aproxidamente cuatro años me enteré por un contacto en redes sociales que había un maestro orfebre en la ciudad con el que ella tomaba clases y sentí que era el momento perfecto para ponerme un reto creativo así. Quería intentar algo completamente diferente a lo que había imaginado. Mis primeras clases fueron en la ciudad de San Miguel de Allende con un maestro argentino espectacular, y ha sido de las mejores decisiones de mi vida. Eso fue hace tres años, y después cuando él tuvo que cambiar el taller, encontré a otro gran maestro en la ciudad de León con quien sigo trabajando a la fecha. La verdad nunca fue algo que considerara hacer; en realidad nada que pudiera crear con mis manos. Antes de considerarlo ya tenía un año tomando clases de pintura y de libro de artista; creo que así se sembró la semilla de la creación en mí.


2.- ¿Qué tipo de materiales y técnicas empleas en las joyas?

Utilizo técnicas de joyería fina y el material pricipal de mis joyas es la plata que en mayor medida es reciclada de radiografías, aunque utilizo en menor medida el cobre y el bronce. He recurrido a la madera y las piedras preciosas también son un elemento muy presente. La técnica que estoy trabajando ahora es la de modelado en cera y cera perdida, y la que más me ha costado es la de filigrana que espero perfeccionar pronto.


3.- ¿Cómo es un proceso creativo de una muñeca tuya?

Normalmente las muñecas que hago son bajo pedido o para aguna exhibición. Cuando alguien me pide una muñeca es como regalo para otra persona, y a veces es una pieza que represente a esa misma persona o a veces es algún personaje famoso que quien me la pide admira. Pido fotografías para ver cómo viste quien recibirá el regalo y también para pintar la cara, lo que es totalmente a mano con pintura acrílica y pinceles, aunque a veces utilizo pasteles o colores e incluso plumas para detalles. Todo parte de un patrón y dependiendo de la forma de la cara de la persona se hacen algunas modificaciones y también si quiere que lleve accesorios, que puede ser cualquier cosa: les he puesto motocicleta y máquina de escribir, por ejemplo. También si piden otros detalles como dedos marcados o separados, boca y ojos marcados o algún bordado, quizás la cabeza con movimiento, y el cuerpo casi siempre va articulado. Se pintan a mano y el cabello se busca que sea lo más fiel posible al cabello real. Me emociona escoger las telas, pensar el patrón y ver la forma de hacer la ropa.

4.- ¿Cómo te describirías como artista y artesana?

La verdad, lenta y con infinita curiosidad. No importa cuánto aprenda, siento que nunca es suficiente y a la vez me tomo mucho tiempo asimilando todavía que puedo llamarme artista y, más aún, artista multidisciplinaria. A veces no me lo creo y me cuesta reconocer de lo que soy capaz; pero cuando creo algo con mis propias manos confío y me sorprendo al ver los resultados y siento que no hay límites, aunque suene cursi o gastado. Siempre me voy a considerar aprendiz y utilizo eso para explorar técnicas, procesos, materiales, sobre todo temas. Siempre estoy pensando en un tema nuevo para otra colección, o un elemento en particular y cómo puedo conjugar distintas técnicas, por ejemplo lo textil con los metales.


5.- ¿Cuál es tu relación con la fotografía?

Con la fotografía me pasa algo similar que con los libros y la lectura. Son mi lugar seguro. La fotografía fue el primer arte al que me acerqué; primero cuando estudiaba la licenciatura en Comunicación, de manera muy somera, y cuando terminé la carrera me fui a España un tiempo a estudiarla de forma más completa. Cuando viví un año en Vancouver, Canadá, obtuve un trabajo como fotógrafa y relaciones públicas en un show de hipnosis con tema steampunk. Fue una de las experiencias más divertidas y fascinantes de mi vida. En un principio, lo que más me costaba era acercarme a la gente para pedirles una foto, me daba pavor que me dijeran que no, así que perdí muchas oportunidades de tener una gran imagen. Pero con el tiempo, pude por fin acercarme a la gente y descubrí que hacer retrato es lo que me apasiona. Me enseñó a acercarme a la gente no sólo para conseguir una fotografía sino para conocer otras realidades. Comencé a interesarme por fotografiar festividades religiosas y fiestas tradicionales, sobre todo por los trajes y atuendos. La primera fue la procesión en Iztapalapa, una experiencia en verdad única, sobre todo el acercamiento a la gente que partcipa con sudor y sangre en la misma. Tengo un proyecto de fotolibro junto con mi pareja sobre unos chicos banda de la ciudad de León y estamos buscando la mejor opción para publicarlo.


6.- ¿Qué tipo de joyas haces?

Lo que más disfruto hacer y lo que más me piden son anillos. Recuerdo que una de las primeras cosas que me dijo mi maestro de San Miguel de Allende fue que si no sabes hacer un anillo no podrás hacer nada más. Así que representa el origen de todo. Creo que por eso me gusta más que otras piezas. Hago dijes, pendientes, broches y lo que menos es pulseras o brazaletes.


7.- ¿Dónde o cómo podemos adquirir tus creaciones?

Por ahora sólo a través de redes sociales de manera directa. Justamente estoy en proceso de crear una página web y de Instagram exclusiva para mi joyería porque apenas creé la marca (Azin) y el concepto. Tengo una cuenta de Instagram específicamente para mi fotografía que es @euheniarayas y de las muñecas estoy buscando crecer el taller y contratar ayuda extra para aumentar la producción y entrar a la venta online.


8.- ¿Cuál crees que es el papel social del creador en estos tiempos?

Desde mi experiencia, diría que hacerle ver a la gente que todos, absolutamente todos, somos capaces de crear y que las posibilidades son inmensas. Yo entendí que tenía manos y que podían hacer cosas increíbles a los 30 años, cosas que hacían feliz a otras personas. Es desprenderse de muchos miedos y prejuicios impuestos desde que eres muy joven. Siento que esas actividades son muy menospreciadas y se ven como mero entretenimiento o pasatiempo, no como una forma de vida que además enriquece la vida de la gente.


9.- ¿Con qué materiales están hechas tus muñecas?

Principalmente de manta cruda para el cuerpo de las muñecas pero utilizo todo tipo de telas, dependiendo del resultado que esté buscando, ya sea para vestirlas o, si es algo más conceptual. Estambre o lana para el cabello, y la pintura acrílica para los rostros si no van bordados o coloreados con pluma o colores.


10.- ¿Dónde has expuesto tus artesanías?

En León en una galería que tristemente ya no existe. En la ciudad de Guanajuato en la Galería Corazón Parlante y en Casa Cuatro. En el primer Encuentro Nacional de Creadores de Muñecas Artísticas en Monterrey. La fotografía en una exposición colectiva en el Mercado Hidalgo, en  Nucleum Galería y mi primera exposición en solitario fue en el Museo Valenciana 1791 en octubre del 2019.


11.- ¿Cómo es tu relación con el arte en general?

Sencillamente no puedo imagnar un mundo o mi vida sin el arte. Ya sea como creadora o como espectadora, siempre encuentro respuestas incluso a preguntas que no sabía que tenía. Es el principio y fin de muchas cosas que rigen mi vida y creo que así debería ser para todos, aunque la realidad es otra.


12.- ¿Cuáles son las cosas que más te gusta fotografiar?

Personas sin duda. Hacer retrato es lo que busco con más emoción.


13.- ¿Cómo es tu relación con los retratos que haces?

He entendido que sólo puedo aprender cosas a través de ese acercamiento con el otro donde media la lente como testigo de un encuentro que quedará grabado.

14.- ¿De dónde nace tu interés por hacer muñecas?

Fue un día mientras tomaba un café y leía un libro en el Viejo Zaguán en Guanajuato en el que vi que había un grupo de mujeres tomando un taller para hacer muñecas y me llamó mucho la atención, sobre todo cuando volví después de un tiempo y vi los resultados que eran en verdad sorprendentes. Aunque, como con la joyería, no fue algo que hubiera considerado antes; pero no pude resistirme a la belleza que es crear una muñeca.


15.- ¿Qué nos puedes decir sobre la tradición de muñecas en México?

Es una tradición ancestral que afortunadamente ha perdurado sobre todo en ciertas regiones del país. Es algo que sigue vivo pero que, en mi opinión, se ha quedado un poco rezagado en el gusto de las nuevas generaciones. Han surgido autores de algunos libros que hablan del tema de una forma maravillosa y muy completa. Hay creadores contemporáneos excepcionales que están llevando más allá el arte de la creación de muñecas con nuevas visiones y hasta técnicas; y aunque no esté muy difundido, creo que estamos en el camino correcto para posicionar esto en el gusto de la gente.  


16.- Veo que te gusta la literatura. ¿Cuáles son tus obras, lecturas y autores favoritos?

Mi autor favorito sin duda es Fernando Pessoa y su Libro del desasosiego es mi favorito. Vuelvo a ellos constantemente. También Roberto Bolaño es un favorito, sobre todo Los detectives salvajes y 2666, obras maestras de la literatura latinoamericana. Susan Sontag. Marguerite Yourcenar y su Memorias de Adriano, sencillamente fabulosa. Virginia Woolf, el argentino Andrés Neuman tanto en poesía como en narrativa. Paul Auster, Mariana Enríquez, León Tolstói, Honoré de Balzac, Enrique Vila-Matas, en fin: son tantos y me emociono tanto que nunca acabaría.


17.- ¿Qué es lo más difícil de dedicarse a la artesanía en la actualidad?

Quizás la lucha constante por hacer ver a la gente que esto también es una forma de vida, que tiene valor, que es un trabajo tan digno como tantos otros que merece un pago justo, que nace del amor y lo más profundo del alma de quienes crean. Pero a la vez tenemos tantas herramientas a nuestro alcance en la actualidad que nos ayudan a llegar a más gente tan lejos como queramos. Que está ahí para perdurar.


18.- ¿Qué mujeres del arte admiras de la historia y de la actualidad?

Luoise Bourgeois, Tina Modotti, Graciela Iturbide, Remedios Varo, Leonora Carrington, Olga Costa, Tamara de Lempicka, Cindy Sherman, Annie Leibovitz.


19.- ¿También haces encuadernación? ¿Qué técnicas trabajas? ¿Produces encargos también?

Aprendí hace algún tiempo y es algo que disfruto muchísimo aunque, por dedicarle más tiempo a lo otro, además de a la traducción, lo dejé de lado pero con gusto podría retomarlo bajo encargo.


20.- ¿Cuál piensas que es la importancia de los emprendimientos en la economía actual?

Creo que son la respuesta y solución para muchas personas que están buscando nuevas opotunidades, tanto de crecer ellos mismos como de otorgar a la vez oportunidades a otras personas al emplearlas en actividades tan diversas como ideas hay.


21.- ¿Dónde resides y qué es lo que más te gusta de esa localidad?

Vivo en la ciudad de Guanajuato y por supuesto lo que más me gusta es lo cerca que se puede estar del arte en sus distintas manifestaciones, desde los festivales hasta los museos, la Historia, la pluralidad que tener una Universidad tan importante le otorga a la ciudad, y toda la gente de otros lugares que vienen atraídos por todo esto y suman al entorno artístico y cultural de la ciudad.